Mujeres con VIH: su deseo de ser madre

Aids

Durante años las personas portadoras del VIH ha estado estigmatizadas, y dentro de ese colectivo, muchas  mujeres con VIH han tenido que acallar sus deseos de ser madres, por el miedo al riesgo a trasmitir la enfermedad. Hoy, día de lucha contra la SIDA abordamos el tema sin tabús y con esperanza.

Los tratamientos antirretrovirales para atacar el VIH han servido para reducir de manera drástica la mortalidad, mejorando la calidad de vida de los portadores. En lo que respecta a las mujeres embarazadas, a estos tratamientos hay que unir las cesáreas programadas e impedir la lactancia materna, lo que ha reducido la transmisión del VIH de madre a hijo a una tasa inferior al 2%.

En España no existían hasta hace poco estudios que evaluaron el deseo reproductivo de las mujeres con esta enfermedad. Victoria Hernando, que es doctora en Epidemiología y Salud Pública por la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid, ha desarrollado un trabajo para el CoRIS (Cohorte de Adultos con infección por VIH de la Red de Investigación en Sida) que trata de arrojar luz sobre la intención de las mujeres con VIH.

Según Hernando, las mujeres deben conseguir información previa sobre si es necesario acudir a técnicas de reproducción asistida o que el médico les confirme que pueden enfrentar el embarazo. Para la mujer con VIH es muy importante que se pueda normalizar su vida sexual y reproductiva, según afirma la experta.

Maternidad y VIH: los datos

Para el estudio, se hicieron entrevistas a 134 mujeres, que contaban con una media de edad de 36 años, un 53,4% de España y un 46,3% de inmigrantes procedentes de Europa, Latinoamérica y África, con un nivel de educación en torno al 76,9% de los casos.

Según los datos, un 51,5% contaban con pareja con la que conviven actualmente; un 32,8% no tenía pareja y un 15,7% tenían pareja pero sin cohabitación. En el 84% de los casos, la infección se produjo por relaciones sexuales sin protección. El 85% estaba en tratamiento antirretroviral en el momento de las entrevistas.

De todas las entrevistas, el 49% mostraron su intención de ser madres y sus principales razones fueron la voluntad de tener una familia, o porque la pareja deseaba tener hijos, o por normalizar su vida mediante la experiencia de ser madre.

El otro 51% no quiere ser madre por factores como estar infectadas por VIH (20%), debido a la edad (18%), el hecho de tener hijos (15%) o cuestiones económicas (12%), así como otras.

La mayoría de las razones coinciden con las de las mujeres de la población en general, si bien hay un número importante de mujeres que lleva poco tiempo diagnosticada de la infección y eso provoca que necesiten tiempo para asimilar su enfermedad.

El diagnóstico de VIH se vive de forma traumática, supone un choque importante en sus vidas y también representa una negación en muchos aspectos, como la vida sexual y la maternidad. Con el paso del tiempo, eso implica el diagnóstico y la normalización de su vida.

Este estudio muestra que  y que el tener hijos puede verse como un factor para normalizar sus vidas, pese al estigma social que existe frente a esta enfermedad.

Deja tu comentario

Debes estar conectado para dejar un comentario.
Share This
Contacto

¿Cuando te llamamos?

Quiero:

Acepto Condiciones legales