Cómo el peso afecta a la fertilidad

el peso afecta la fertilidad

Un exceso de peso afecta a la fertilidad tanto de mujeres como de los hombres. Y es realmente alarmante teniendo presente los últimos datos de la OMS:  en nuestro país el 25% de la población adulta es obesa.

No se trata de un problema estético, se la considera la epidemia del s.XXI. No solo tiene una incidencia negativa en la salud cardio y cerebrovascular y en la aparición de la diabetes tipo 2, y en algunos tipos de cáncer. La obesidad afecta a la fertilidad hasta el punto que produce modificaciones inflamatorias que actúan sobre los mecanismos reproductivos masculinos, lo que repercute en alteraciones genéticas en el embrión.

Asimismo, el exceso de tejido adiposo asociado a dietas hipercalóricas está relacionado con la disminución de la cantidad de espermatozoides y de su movilidad y morfología. Varios estudios asocian el consumo excesivo de productos grasos con la calidad del esperma.

Los hijos de padres obesos podrían heredar la predisposición a tener sobrepeso y a padecer las enfermedades antes citadas, así como desórdenes metabólicos. Es lo que se desprende de las primeras investigaciones en epigenética, que estudia las modificaciones de nuestro genes en relación a diversos factores ambientales, entre ellos, la nutrición.

La obesidad no sólo dificulta la concepción, sino también el desarrollo normal del embarazo y la salud del futuro bebé

Así se calcula la obesidad

Cuando hablamos de sobrepreso nos referimos a la relación entre el peso y la altura. Para ello, se utiliza el Índice de Masa Corporal, que se calcula dividiendo la talla en metros al cuadrado por el peso). Los parámetros son los siguientes:

  • Debajo 19.9: delgadez, no recomendable
  • Entre 20 y 24.9:  normal
  • Entre 25 y 29.9:  sobrepeso
  • Entre 30 y 34.9: obesidad de I grado
  • Entre 35 y 39.9 : obesidad de II grado
  • Por encima 40: obesidad mórbida
  • Puedes calcular tu IMC, aquí.

Sobrepeso y embarazo

El sobrepeso es un riesgo para el embarazo. La obesidad es un estado orgánico de inflamación crónica que conlleva hipertensión, diabetes, patología cardiovascular y alteraciones de la coagulación. Todas estas enfermedades influyen negativamente en el desarrollo del embarazo, Los adipocitos no sólo almacenan una gran cantidad de grasas , sino que cumplen una función endocrina. Producen hormonas y otras moléculas que influyen negativamente en diferentes procesos orgánicos.

Si quieres quedarte embarazada, y tienes un IMC superior al 25, te recomendamos que pierdas algo de peso mediante una dieta equilibrada y dejar el tabaco y el alcohol. Descarta una dieta hiperproteica, además del efecto rebote, en términos de fertilidad favorece la inflamación generalizada del organismo e influye negativamente en las probabilidades de embarazo.

También deberías dejar la cafeína, porque estrecha los vasos sanguíneos y dificulta  la implantación del embrión en el útero. Algunos estudios también afirman que afecta la calidad de los óvulos y del esperma. Otros productos a evitar son los quesos blandos y los lácteos, que mediante la listeria también favorecen la inflamación del cuerpo. Se recomienda substituir la leche de vaca por leches vegetales como la de arroz o avena, enriquecidas con calcio.

 

¿Necesitas ayuda?

¿Cuando te llamamos?    

Tratamiento:

Quiero:

He leído y acepto las Condiciones de uso  
Doy mi consentimiento para que Centre de Reproducció Asistida SL pueda remitirme comunicaciones comerciales  

Deja tu comentario

Debes estar conectado para dejar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Llamar