Tu reserva ovárica es clave para quedar embarazada

quedar embarazada

La edad de la mujer es basica a la hora de quedar embarazada, pero también es esencial para determinarlas probabilidades de éxito de un tratamiento de reproducción asistida. Ello se debe > fundamentalmente al efecto que tiene el envejecimiento del ovario sobre la reserva ovárica y la calidad ovocitaria, dos conceptos frecuentemente ligados, pero independientes.

Vayamos por pasos. La reserva ovárica es el numero de óvulos disponibles en los ovarios, o más concretamente al número de óvulos que potencialmente podremos obtener en un proceso de estimulación  ovárica. Este número desciende con la edad desde la pubertad, con la primera menstruación, pero de forma más pronunciada a partir de los 35 años. Puede disminuir de forma más rápida en pacientes sometidas a cirugías pélvicas, con endometriosis o que hayan recibido tratamiento con determinados fármacos.

La determinación de la reserva ovárica es fundamental en el estudio de fertilidad inicial de una pareja con dificultades para quedar embarazada. Los dos parámetros fundamentales en los que se basa la valoración pretratamiento de la reserva ovárica son el recuento de folículos antrales por ecografía y  el valor de la hormona antimülleriana.

Un recuento de folículos inferior a 7 o un valor de hormona antimulleriana inferior a 1.2ng/ml son sugestivos de baja reserva. A menor reserva ovárica menor número de óvulos se obtendrán en un ciclo de fecundación in vitro y mayor será la cantidad de medicación necesaria para estimular la producción de óvulos.

Sin embargo tener una buena reserva no es suficiente para poder obtener unos buenos resultados. Una paciente joven con escasa reserva ovárica puede presentar un pronóstico reproductivo mejor que una paciente de mayor edad con una reserva alta. Esto es así debido al concepto de calidad ovocitaria, entendida como calidad genética.

La calidad genética de los óvulos

El envejecimiento del ovario a partir de los 30 años pero de forma más pronunciada a partir de los 35, condiciona que un número cada vez mayor de los óvulos que se producen sean genéticamente incorrectos. Esto conlleva que los embriones que se formen tras la unión con el esperma sean defectuosos disminuyendo las probabilidades de embarazo, y aumentando el riesgo de aborto espontáneo  y en algunos casos, nacimiento de niños con alteraciones como el síndrome de Down.

Los avances científicos nos permiten analizar qué embriones presentan la mejor calidad genética, y por tanto, mayor probabilidad de conseguir un embarazo y el nacimiento de un bebé sano. Esta téccnica se denomina diagnóstico genético preimplantacional, recomendado a mujeres mayores de 40 años. Con ello se consigue una probabilidad de embarazo por embrión transferido similar al que se obtiene mediante donación de óvulos procedentes de pacientes jóvenes y sanas.

¿Necesitas ayuda?

¿Cuando te llamamos?    

Tratamiento:

Quiero:

He leído y acepto las Condiciones de uso  
Doy mi consentimiento para que Centre de Reproducció Asistida SL pueda remitirme comunicaciones comerciales  

Llamar